La calidad de un programa de alimentación no debe estar determinada por el valor de un caballo.

Debe ser determinada por autorespeto del propietario.

D.M. Wagoner.